¿Los superalimentos te están engordando?

Publicado el día 24 de Mayo del 2017, Por Itzcóatl Yedra Hernández

Eres conocida como la reina de las ensaladas. Pero ¿podría estar perjudicándote esta comida?

Aqui va un banner...

Alissa es bastante saludable. Esta chica de 24 años hace Pilates cuatro veces a la semana y camina una hora todos los días. Ama los superalimentos. Cada mañana comienza su día con un smoothie bowl cargado de verduras, yogur de coco, moras y aceite de almendras, cubierto con coco rallado y nuez. A mediodía, ingiere un café a prueba de balas (hecho con mantequilla orgánica y aceite de coco, sin leche) y una trufa crudivegana (también conocidas como bliss ball). Su almuerzo consiste de una ensalada, seguida de un jugo repleto de frutas y verduras, y para su postre, prepara sus propios brownies veganos.

 

Ella lleva una dieta que consiste en su mayoría de frutas y vegetales. Entonces, ¿por qué le cuesta trabajo bajar de peso? “Comencé a comer así para perder unos kilitos que subí cuando estaba de viaje”, dice. “Pero meses después, me di cuenta de que había aumentado de peso. Es muy confuso”.

 

Al verlo desde afuera, parece que está haciendo lo más saludable. Pero como muchas mujeres, Alissa ha sido víctima de los superalimentos pensando que son mejor para el cuerpo sólo porque están de moda.

 

Ver también: ¿Qué es y cómo funciona la alimentación intuitiva? 

 

El aceite de coco, el cacao en polvo, el arroz, el jarabe de malta de cebada y la leche deslactosada han ganado popularidad porque fueron etiquetados como ‘superalimentos’. Y aunque pueden ser mejor que, por ejemplo, una barra de chocolate, están saturados de calorías. 

POR QUÉ LOS AMAMOS

“Hacen que la alimentación parezca sencilla”, dice la nutrióloga Lyndi Cohen. “Nos gustan las reglas para comer, pero no las muy complicadas. Así que cuando empezamos a escuchar que algo es ubersaludable, pensamos: ‘Qué bien, simplemente lo comeré en grandes cantidades y estaré en forma’”.

 

Repentinamente una inocente pera sale de tu dieta e integras una variedad de moras que, además de todo, son más caras. Y el factor de las celebridades hace que también parezcan extraordinarios, afirma Cohen.

 

Enfrentémoslo: ¿habías probado el kale antes de que Beyoncé usara su sudadera con el estampado de KALE? ¿Sabías lo que era el aceite de coco antes de que Miranda Kerr dijera que tomaba una cucharada todos los días? Además, estos alimentos suelen ser mucho más costosos y menos accesibles, dándoles cierta exclusividad.

 

Pero ¿en verdad es mejor la col rizada que las espinacas? “No”, responde Cohen. “Ambas son buenas para tu cuerpo, pero si sólo comes col rizada, estarías dejando fuera de tu dieta los benecios de la espinaca. No te sientas mal si en tu alimentación no hay bayas de goji, ya sea porque no te gusten o se te hagan muy caras, una manzana es igual de buena para tu cuerpo”.

 

Cohen señala que ‘superalimentos’ no es un término científico. “Los nutriólogos no hablan de ellos. Es una expresión usada para vender más productos. Nada más”. 

 

Cosmo recomienda:

La razón por la que debes comer más alimentos color naranja 

Snacks: ¿Qué y cómo comer para acelerar el metabolismo?

¿Qué tan bueno es mantener una dieta ‘gluten free’?