El ABC de la belleza en 4 sencillas lecciones

Publicado el día 24 de Noviembre del 2017, Por Lucy Partington

La redactora de belleza en Cosmopolitan UK, Lucy Partington asistió a la escuela de belleza. Descubre lo que sucedió

...

Es momento de ser honesta: no puedo maquillarme ni peinarme sola. Claro, se podría decir que mis utensilios de belleza son excesivos (en definitiva tengo más sombras que pares de pantalones) y puedo hacer el contour como si fuera una ilustradora artística, pero en cuanto a los básicos, estoy perdida. Así que mi editora me envió de vuelta a la escuela de belleza. Lo que aprendí es algo que todas deberíamos saber... 

 

* La lección de base 

Mi mayor conflicto con la base es que no dura, sin importar cómo la aplique. Ah, y nunca puedo encontrar un color que coincida perfecto con mi piel.

Así que recurrí a Rebecca Restrepo, makeup artist de Elizabeth Arden y encargada de maquillar a personas como Michelle Obama y Gwyneth Paltrow para que nos revelara sus secretos. 

1. Elige tus herramientas

Si una brocha es tu arma predilecta, entonces asegúrate de que sea sintética.

“Las cerdas naturales almacenan la base dentro de ellas, pero las sintéticas las mantendrán en las puntas mientras las aplicas en tu rostro.

También puedes usar una esponja seca o mojada, sólo recuerda que al mojarla harás que tu base sea más transparente”, apunta Restrepo.

“Y cuando estés comprando una base, pruébala en tu clavícula, así como a lo largo de tu mandíbula, después sal lejos de las luces de las tiendas departamentales y observa qué producto desaparece. De esa manera no te verás como una cabeza flotante”, dice.

2. Comienza en el centro

“Ahí es donde la mayoría de las personas tienden a inflamarse, así que empieza en tu nariz y aplica hacia afuera”, explica Restrepo. “Es importante difuminar hacia los bordes, si no parecerá que estás usando una máscara”.

3. Haz que dure

“Fijar el polvo es la clave para hacer que tu base se quede en su lugar. Usa una esponja con movimientos ligeros, donde presiones y gires un poco”, aconseja Restrepo.

“Aplica donde hayas puesto tu base, excepto en los pómulos, para darles luminosidad. Un rocío de agua ayuda a fijar la base y hace que se vea más suave, sin añadir aceites”. Listo. 

(Flawless Finish Perfectly Satin 24Hr, Elizabeth Arden; Expert Face Brush, Real Techniques; Original, Beautyblender; High Definition Powder, e.l.f.)

 

* La lección de delineador 

Siempre he soñado con dominar el delineado de mis ojos. ¿El problema? Ni siquiera puedo hacer un garabato. En la mayoría de mis intentos fallidos usualmente estiraba tanto mi ojo que, cuando lo soltaba, el delineador se amontonaba y batía.

Con el poquito de esperanza restante en mí le pregunté a Adam Burrell, embajador de maquillaje de Barry M y maquillista de Little Mix (sí, de las cuatro), si podía enseñarme los trucos que necesitaba aprender.

1. Sigue la curva

“Asegúrate de que las líneas queden parejas usando la curva de la línea debajo de tus pestañas como guía. Pasa una brocha por encima hasta que alcances la punta exterior. Después comienza a dibujar desde ahí hasta que estés contenta con la longitud”, explica Burrell.

“Marca una raya horizontal desde el punto más alejado hasta la línea donde comienza el párpado para que termines con un triángulo. Esa será la figura de tu delineado”. 

2. Dibuja las pestañas

Burrell afirma que la manera más fácil de unir tu delineado con el resto de tu ojo y dejarlo perfecto es seguir las pestañas, presionando la brocha o la punta del delineador en su raíz. Y sí, apoyar tu codo y usar un espejo de tamaño decente realmente hace la diferencia.

3. Limpia

Emparejar el delineado es la parte más difícil. Burrell me enseñó que es más fácil limpiar algo que está de más a agregar una línea a algo muy fino.

“Usa un algodón delgado remojado en desmaquillante para modificar las rayas. Úsalo hacia arriba para ayudarte a definirlas. A veces, a mí tampoco me sale a la primera”, confiesa, lo que me da un poco de seguridad. 

(Waterproof Gel Eyeliner, Rimmel; Waterproof Gel Eyeliner en Black, Barry M; Desmaquillante para labios y ojos, L’Oréal; Ink Liner en Blackest Black, Bobbi Brown)

 

* La lección del smokey eye

Me encanta un ojo ahumado con tonos neutros, pero que tenga definición y brillo. Sin embargo, no importa lo mucho que lo intento, no lo logro. Y las miles de brochas de diferentes tamaños no me ayudan mucho.

Hablé con la artista de MAC, Cher Webb, quien me contó sus mejores consejos.

1. No exageres con tus herramientas

“En realidad sólo necesitas dos brochas para lograr un look decente”, dice Webb.

“Invierte en una esponjosa para unificar todo y en otra para las sombras. Cualquier herramienta extra es innecesaria”.

2. El delineador kohl es vital

Webb sustituye el primer por sombra en crema. Haz lo mismo, pero dándote un poco de color.

“Espárcela en tu párpado y debajo de tu ojo”, aconseja. “Después aplica el delineador kohl desde la esquina externa de tu ojo hasta tan cerca de la raíz como puedas. Unifica con la brocha esponjosa”.

Para añadir definición, aplícalo en forma de c invertida desde la esquina hasta la cresta y después usa la brocha esponjosa cargada de sombra mate para unificar todo. 

3. Presiona, no embarres

“Presiona la sombra en el párpado para que dure más”, explica Webb. “Las sombras metálicas deben usarse en la mitad interna del ojo y las mate en la externa: eso ayuda a abrir y darle brillo al ojo, además de definición”. 

(Soft Definer Brush, Zoeva; Brocha, EcoTools; Delineador Double Wear, Estée Lauder; Eyeshadow X15 en Warm Neutral, MAC)

 

* La lección de secado 

Mi rutina actual de cabello es algo así: secar, alaciar y, después, usar tubos para añadirle textura.

“Eso es ridículo e innecesario”, apunta Adam Reed, cofundador de Percy & Reed. “No tiene que ser tan difícil. 

Elimina al menos uno de esos pasos y tu pelo estará mucho más feliz”. Así me corrigió.

1. La preparación es la clave

“El filtro de tu secadora necesita estar limpio para que el aire fluya mejor”, destaca Reed. “Tu cepillo también. Si no, sólo estarás transfiriendo la suciedad de ayer a tu melena. Quita el cabello después de cada uso”.

Tampoco debes secarlo por completo; en vez de eso, usa tu toalla o deja que se seque al aire y trabájalo en secciones. “Cada una debe ser del mismo ancho que la boquilla de tu secadora, lo que es esencial para un secado parejo”, comenta.

2. Seca hacia abajo

“Es tentador secarlo hacia arriba y hacia abajo, lo sé”, agrega Adam. “Pero eso abre y cierra la cutícula y resulta en frizz.

Seca cada sección hacia abajo y termina con una pasada de aire frío para darle brillo.

Una vez que todas las secciones estén secas verás el acabado de los expertos, donde giran el cabello usando aire caliente para moldearlo y frío para fijarlo en un lugar.

Eso te dará un look envidiable”, revela. 

3. Invierte sabiamente

“Las secadoras pueden salirte bastante caras, pero las baratas tienden a ser muy pesadas, por lo que con seguridad no aguantarás mucho secándote el pelo”, concluye.

Aparentemente ésa es una de las causas principales por las que dejamos nuestro cabello medio seco. 

(Secadora, Ghd; The Perfect Blow Dry Makeover Spray, Percy & Reed; Hot Curl Brush, Head Huggers; Wind Blown 05 Finishing Spray, Redken)

Cosmo recomienda:

Los ‘makeup tricks’ que te harán ser más atractiva, según la ciencia 

13 Trucos para emergencias de maquillaje

Te puede interesar:

...